Lencería comestible


Entrada a petición de una lectora.

¿Alguna vez has pensado en quitarle a tu pareja la ropa interior con los dientes? ¡Que mejor que hacerlo poco a poco mientras te comes su ropa interior! La ropa interior comestible es un divertido, erótico y muy dulce preliminar.

La hay de muchos sabores y olores distintas y tanto para hombres como para mujeres, tangas y sujetadores e incluso cubrepezones. Esto te abre el apetito para comerte el postre cuando acabes con la ropa interior!

Añade nuevas experiencias a vuestra relación deleitando los sentidos del gusto y el olfato. Aunque su apariencia deja mucho que desear, en momentos en los cuales son utilizadas, la estética no es especialmente importante y es un accesorio muy divertido.

Da mucho juego a los preliminares, los cuales mucha gente olvida, pero son realmente importantes! Puedes encontrarlo en cualquier tienda erótica o sexshop online. La mayoría están hechos con pastillas de azúcar, que son los más populares, también los hay hechos de fibras vegetales con sabores artificiales.

Pero si eres de las personas que les gusta hacerse las cosas por si mismos también te vamos a enseñar cómo hacer tu propia ropa interior comestible!

Consigue caramelos blandos o si son un poco duros que sean masticables, del sabor y la forma que más te guste. Después elige un hilo elástico resistente y una aguja.

Ahora sigue los siguientes pasos:

1. Mide un hilo doble, que rodee tu cadera totalmente y sujétalo alrededor de tu cuerpo por debajo del ombligo. Luego mide otro hilo, también doble, que vaya desde la parte de delante del cinturón hasta la de atrás pasando entre tus piernas.

2. (Antes de empezar con este paso asegúrate de que haya suficientes caramelos o gominolas) Enhebra la aguja con el hilo correspondiente al cinturón y ve pasando los caramelos uno a uno, como si fueran cuentas de collar. Una vez lo tengas acabado, átalo alrededor de tu cadera. Ahora, enhebra el segundo hilo siguiendo los mismos pasos que antes, hasta cubrir completamente el hilo con los caramelos y luego sujétalo por delante y por detrás del cinturón, como estaba antes. Ahora ya tienes la parte de abajo!

3. Si quieres también cubrirte los pezones puedes utilizar un poco de nata montada!

Otra manera de hacerlo es midiendo como antes los hilos pero esta vez con una goma elástica y sin ser doble. Se hace un bombon casero un poco grande y antes de que endurezca de ponen los dos extremos de delante de la tira elástica.

Hazle a tu pareja un divertido regalo o sorpréndela apareciendo con un tanga de caramelos puesto.

¿Tienes hambre?

¡Deja tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s